Festival Circarte 2016

Desde el 2013 vengo teniendo encomendada la tarea de realizar colecciones de fotografías de todos los espectáculos que se ofrecen durante el festival Circarte. Un festival de circo atípico, que puede sorprender a los no iniciados en este mundo, puesto que no se realiza en ninguna carpa, ni tiene animales. Se desarrolla en distintos días, repartidos en más o menos 2 o 3 semanas, y en distintos lugares. En la edición de 2016, durante el mes de septiembre, hubo actuaciones en la Plaza del Ayuntamiento de Alicante, en la Casa de Cultura de Campello (y en su ágora), en las calles de Campello, en el Teatro Principal de Alicante, en el Centro Cultural Las Cigarreras y en el Paraninfo de la Universidad de Alicante. Otro punto distintivo del festival, es que en casi ningún espectáculo se cobra entrada, sino que es Pay After Show, una modalidad que consiste en ver el espectáculo, y al final, valorarlo y pagar libre y voluntariamente directamente a los artistas aquello que se considere justo. Una modalidad que necesita todavía una importante labor pedagógica con el público, pero que pretende dignificar las artes de calle, como un potentísimo generador de cultura para la ciudad. Además, en esta edición, en las Cigarreras hubo un “Taller de Circo” donde los peques de la familia, pudieron probar y practicar equilibrios, malabares y diversos trucos, con un poblado equipo de monitores, expertos en la docencia de las artes circenses.

En esta edición participaron:

A continuación, un pequeñísimo ejemplo de las fotografías realizadas. Más fotos y más info de los artistas y del festival en http://www.circarte.com.

Anuncios

Grabación del disco “Tantas Cosas” de Gatos Pardos

Pertenezco desde hace muchos años a la banda Gatos Pardos como bajista: Una banda formada por dos cantautores hermanos y un puñado de músicos (coros, guitarras, batería y percusiones, teclado y acordeón, bajo y violín).

En el 2012 nos propusimos grabar un disco. Sabíamos que no íbamos a grabar un disco nuevo cada año, que necesitábamos un disco de largo recorrido. Y nos salió un disco largo, nutrido de canciones, estilos, colaboraciones, historias, ambientes…

Empezamos a grabarlo en un albergue de montaña cerca de Ordesa (Pirineo Oscense), en Linás de Broto: El Último Bucardo, que es como nuestra segunda casa, en una habitación abuhardillada grande del último piso, con nuestros micrófonos y nuestro ordenador. Producción totalmente casera. El 75% del disco se grabó allí, con la banda casi completa dedicada a esta labor durante unos 10 maravillosos días de convivencia en las navidades de 2012, alternando grabaciones con excursiones, rutas, cumbres y nieves.

Otro 23% del disco se grabó en las semanas siguientes en una habitación de “La Casita“, de la Asociación de Cantautores La Explanada mucho antes de su remodelación. El 2% restante se grabó en otros sitios.

Además de tocar el bajo en todos los temas, ManoMC con la colaboración de Miguel Romá y de Pepe Bornay, es responsable de la grabación, de la mezcla y de la masterización del disco.

El disco se puede comprar en este enlace por sólo 10€ (la mitad de los beneficios los destinamos a estos proyectos) y se puede escuchar entero en youtube:

El disco se presentó en la Casa de la Música del Centro Cultural Las Cigarreras de Alicante, ante más de 250 personas (aforo completo), con el montaje de luz y sonido realizado por La Bodega Producciones, el sábado 25 de enero de 2014 (aquí fotos) y (aquí video del inicio del concierto).

Gatos Pardos son Manolo, Alfonso, Anita, Ernesto, ManoMC, Paolo, Carolina y Carmen… pero la lista de músicos que participan en este disco es muy larga:

  • Manolo Copé: Voz, coros, guitarra acústica y guitarra española
  • Alfonso Copé: Voz, coros, guitarra acústica, guitarra española, guitarra eléctrica, grititos, goteos, crujidos, mensaje satánico y grabación
  • Anita Antón: Voz y coros
  • Ernesto Puerto: Batería, bongos, piedras, escobillas sobre papel, tijeras, cajón, pandereta, pandero, bombo legüero, rik, pailas, clave, cáscaras, cencerro, shaker, darbuka, cuencos de cuarzo, tinaja, chapoteos, panderos de mar, cacerola con agua y caña rajá que suena cuando se moja un rato
  • ManoMC: Bajo eléctrico, grabación, edición, mezcla y masterización
  • Paolo Olivo: Piano, rhodes, órgano, acordeón y clavicordio
  • Carolina Terrés: Violín
  • Carmen Martínez: Voz y coros
  • David Rodríguez: Trompeta, trompeta con sordina Harmon y fliscorno
  • Aarón Infantes: Trompeta
  • José Enrique Pérez: Trombón
  • Hugo Pastor: Trombón
  • Antonio Moltó: Saxo alto y saxo tenor
  • Adrián Berenguer: Saxo alto
  • Joel Copé: Coros y bostezo
  • José Luís Cortés: Coros y palmas
  • Pepe Bornay: Guitarra eléctrica, voz del inframundo (sin atril ni ná), arreglos metales y asesoría de producción
  • Carlos Peñalver: Cajón
  • Ivan Serrano (Billy Mandanga): Coros y vocecillas inquietantes
  • Jessica Express: Coros
  • David de Gregorio: Coros, chamullo paliza, voz antigua y guitarra antigua
  • Habitantes del Último Bucardo: Coros, palmas, chasquidos de dedos, risas y gritos
  • Kevin Mendes: Caja murguera, repique, huevitos y surdos
  • Toni Palomino: Recitado Quechua
  • Leandro Sevilla: Quena, charango, moxeño y sikus
  • Jorge Perromagnético: Arpa de boca, didgeridoo y kalimba
  • Inés Saavedra: Arreglos corales
  • Miguel Romá: Grabación

Concierto de Rozalén en Cigarreras (reportaje fotográfico)

Unos pocos meses antes, vino Rozalén a “El gato que habla”, un bar pequeño que durante un tiempo ofrecía conciertos. Entonces era María Rozalén… y no le conocía casi nadie. Y muy poco después, reventó en la Caja Negra de las Cigarreras: ya tenía miles de ventas de su disco “Con derecho a…“. Al concierto del “Gato” fui con la cámara. Pero ni me pude mover, ni era un sitio apropiado para sacar buenas fotos. Así que me quedé con la espinita.

Así que fui con mi uniforme de fotógrafo a la caja negra, sitio ideal para hacer buenas fotos y pude disfrutar del mejor concierto de tipo canción de autor / acústico que recuerdo. Además de que sus canciones son todas temazos superiores, en el escenario es un torbellino de saber hacer, bien arropada por sus dos músicos (guitarras) y la espectacular magia y dulzura de los gestos coreografiados en lenguaje de signos de Beatriz Romero. Según publicó ésta en su facebook, le encantaron las fotos. A mí, su concierto, mucho más. Más tarde tuve la oportunidad de conocerla en persona, pasar buenos momentos, incluso tocar con ella en un concierto en Campello. Pero eso es otra historia…